Mexico and the United States: The Politics of Partnership

1 julio, 2013 • Reseñas • Vistas: 612

avatarDefault Elías Camhaji

.

Mexico and the United States: The Politics of Partnership, Peter H. Smith y Andrew Selee (eds.), Estados Unidos, Lynne Rinner Publishers, 2013, 243 pp., US$39.60.

En la actualidad, ninguna relación bilateral es tan intensa como la que hay entre Estados Unidos y México. Con un esquema de interdependencia, de complejidad y de asimetría, ambos países intentan capitalizar las oportunidades y encontrar respuestas efectivas a los retos que se les presentan cotidianamente. Para lograr este objetivo, el análisis de los patrones de cooperación más importantes entre Washington y México es fundamental. Ésta es una tarea particularmente difícil ante la amplia oferta de enfoques teóricos y de propuestas académicas en ambos lados de la frontera.

Además de hacer una revisión acertada, crítica y sucinta de la literatura más importante en la materia, el aporte crucial de Mexico and the United States: The Politics of Partnership se desenvuelve en dos dimensiones. Por un lado, se entrega una perspectiva novedosa sobre los temas prioritarios de la relación bilateral en el contexto internacional actual, sin limitarse al ámbito regional o a las líneas previas de análisis. Por el otro, se ofrecen alternativas de política pública realistas y de gran alcance, que ponen de manifiesto la necesidad de replantear las directrices de política exterior de ambos países.

Aun cuando se desarrollan a miles de kilómetros del río Bravo, el libro reconoce la influencia de los principales sucesos mundiales, como la guerra contra el terrorismo o el ascenso económico de China y de otras potencias emergentes. Asimismo, los autores abordan sin tapujos y con argumentos convincentes los principales debates de la relación bilateral: la situación de los migrantes mexicanos y de la población hispana en Estados Unidos, el mito de la convergencia económica de México tras la firma del Tratado de Libre Comercio de América del Norte, la agenda transfronteriza por desarrollar respecto de la protección y del cuidado del medio ambiente, así como el impacto negativo de la violencia y del crimen organizado en la frontera norte de México.

Con el inicio del gobierno de Enrique Peña Nieto y del segundo mandato de Barack Obama, tanto México como Estados Unidos tienen en puerta grandes desafíos bilaterales que exigen nuevas estrategias de política exterior así como nuevos análisis acordes con estos desafíos. Washington debe volver a considerar a México como un aliado fundamental y sobreponerse a la parálisis política que ha imperado entre las distintas ramas de gobierno. Por su parte, México debe consolidar su incipiente sistema democrático, superar definitivamente los fardos que han obstaculizado el surgimiento de un Estado de derecho robusto y desempeñar un papel más activo en el escenario internacional. En suma, éste puede ser un buen momento para evaluar no sólo en qué punto se encuentran Estados Unidos y México, sino también para elucidar hacia dónde va la relación bilateral y qué nuevas soluciones pueden potenciar en conjunto el desarrollo de ambos países.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Cargando…