Manhunt: The Ten-year Search for Bin Laden from 9/11 to Abbottabad

1 octubre, 2012 • Reseñas • Vistas: 596

avatarDefault Ricardo Uriegas

.

Manhunt: The Ten-year Search for Bin Laden from 9/11 to Abbottabad, Peter L. Bergen, Estados Unidos, Crown Publishers, 2012, 384 pp., US$26.00.

Según Robert Dannenberg, Director de Operaciones Antiterroristas de la cia de 2003 a 2004, las confesiones de los terroristas capturados en ese período por su equipo de inteligencia permitieron armar la cartografía de Al Qaeda, que de otra manera difícilmente habrían podido construir y que culminó con la captura del hombre más buscado de la historia: Osama bin Laden. Dannenberg le confía esta opinión a Peter L. Bergen, quien en su libro Manhunt: The Ten-year Search for Bin Laden from 9/11 to Abbottabad ofrece precisamente la ruta que el gobierno de Estados Unidos emprendió para capturar al líder de Al Qaeda y el autor intelectual de los ataques del 11-S.

Bergen introduce el relato con una serie de mapas del Medio Oriente, para luego describir el trayecto que siguió bin Laden después de los atentados: su evasión marginal de Estados Unidos en Tora Bora, Afganistán; el refugio donde viviría medianamente cómodo con sus tres esposas e hijos de 2005 a 2011; el exilio permitido oficialmente por el gobierno talibán, y las crecientes dificultades de dirigir a Al Qaeda desde el exilio. Con mucha precisión, Manhunt también expone el complejo proceso de inteligencia de los gobiernos de George W. Bush y Barack Obama, las vacilaciones políticas dentro de la Casa Blanca y el imposible entrenamiento de las fuerzas especiales Navy seals, que finalmente asesinaron a bin Laden.

Con la autoridad de un académico que lo habilita para dirigir el Programa de Estudios de Seguridad de la New American Foundation, y siendo quien entrevistó a bin Laden en 1993 cuando le declarara la guerra a Estados Unidos y el primer civil que entró a la residencia del terrorista caído antes de que fuera destruida por el gobierno pakistaní, Bergen propone que el recelo de Al Qaeda contra Estados Unidos se debe a su presencia en el Medio Oriente y a su antagonismo frente al Islam. Si hubiesen sido las libertades estadounidenses la causa de éste, como la administración de Bush estipuló en su momento, Suecia habría sido objeto del mismo escarnio de bin Laden.

Al final de Manhunt, Bergen concluye que el terrorismo es una práctica burguesa llevada a cabo por agentes bien preparados y que, al morir bin Laden, Al Qaeda desaparecerá. Explica que el pivote alrededor del cual gira esta historia es el hombre y no las ideas, tal como lo fue Hitler ante la fuerza del partido nazi que es hoy inexistente.

Si las ideas de bin Laden fueran trascendentes, habrían sido marginalmente mencionadas durante el movimiento más importante en el Medio Oriente desde el Imperio Otomano: la Primavera Árabe. Sobra decir que, por su análisis exhaustivo, el libro de Bergen es un referente necesario en la materia.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Cargando…